1966, Choir, Discos, Garage, Música, Nuggets, Power Pop

The Choir – "It’s Cold Outside"

  
¿Acaso no es lícito, e incluso recomendable escribir acerca de un 7″? Pensarlo, en éste formato es forzosamente díficil -aunque de todo hay- encontrar relleno o mediocridad, ya que el grupo de turno pondrá en la Cara A el tema, el hit, el single para el que llevan preparándose, con cierta ventaja, toda una vida (Cómo alguien apuntó, para preparar el primer disco tienes de tiempo toda tu existencia previa a él; para el segundo, un par de años) y para la B, con toda intención, en caso de que no sean unos desalmados y tiren de hemeroteca, dejarán caer la pequeña joya, el artefacto de culto en potencia, el futuro pasto de connaiseurs. No, definitivamente, no es mala fórmula.
  Además, cómo sucede al hablar acerca de aquellas bandas que más tarde serían antologadas en los llamados “Nuggets”, y The Choir fueron una de ellas, el 7″ es casi el único formato a barajar. Muchos, la inmensa mayoría, de estos grupos se conformaron con echar a rodar un par de rodajas de rítmico y vibrante Rock And Roll a 33 R.P.M y desvanecerse, dejando cómo casi única prueba de su existencia un puñado de fotos en sepia ajadas y un pequeño disco de vinilo que testimoniaba lo que pudo haber sido.
 The Choir no fueron una excepción a ésta regla y se consumieron rápido, al menos su esencia original (Volverían al poco con cambios de formación y estilo) Aunque tampoco podemos decir que se evaporasen sin dejar rastro: tres cuartas partes de la banda serían el núcleo de The Raspberries, combo capital en el devenir de lo que sería el Power Pop, género en cuya prehistoria podemos encuadrar la singladura de nuestros protagonistas.
 Y es que “It’s Cold Outside”, la canción, es Power Pop en el año 1966. Hay melodramatismo y épica teenager en esa historia, tan arquetípica y tan arolladora en su desarmante simpleza, en el relato de un tipo que siente llegar el frío ante la imprevista marcha de su chica. El hit perfecto para que se colase entre los grupos de la invasión británica y las historias de corazones rotos del Brill Building.
 A “I’m Going Home” le toca seguir el sino de casi cualquier Cara B, salvo excepciones, a saber: La de curioso complemento. Tras la exhibición de poder previa cuesta un poco centrarse en éste corte de costuras ciertamente garageras y rhytm and blueseras, aunque prestándole la atención debida nos encontramos con una canción que nos retrotrae a los primerísimos Beatles, sobre todo por esa armónica, más skiffle que folk.
 Es en la cultura del single, que germinó en los USA de la segunda mitad de los 60’s hasta llegar a cotas cercanas a la saturación donde podemos encontrar las raíces de nombres como Ramones, Bruce Springsteen, Paul Collins o Redd Kross, cuyos backgrounds de juventud estaban bien nutridos de esas pequeñas rodajas cargadas de grandes himnos, que basculaban sin remilgos entre el bubblegum y las guitarras fuzz, entre las versiones de R’n’R de los 50’s y la estética fusilada a los grupos ingleses más punteros de la época. Tiempos, en definitiva, de un romanticismo en la industria del disco que jamás volverá.
Estándar

15 comentarios en “The Choir – "It’s Cold Outside"

  1. Ohh It's cold outside es una de mis preferidas de los Nuggets!! Me encanta, es tan british invasion. Me ha gustado mucho cómo la has descrito. No sé por qué no me había dado por buscar el single, tampoco sabía que algunos de ellos se convertirían luego en los Raspberries – otra asignatura pendiente que pienso saldar ya. Asi que gracias por la entrada 😉

    Un abrazo

    Me gusta

  2. Bueno, Tyla, Anna y tú sois los especialistas en este terreno en el que yo no os llego ni a la suela de los pies. El single fue esencial en el devenir del rock and roll, como bien señalas. Sin él no se puede analizar a la mayoría de grandes artistas de los cincuenta y sesenta. Por cierto,mi próxima entrada, en principio, versará sobre un grupo de garage que por una vez dejó de serlo.

    Saludos, compañero.

    Me gusta

  3. licito, no amigo, obligatorio, los siete pulgadas son parte fundamental de la historia del rock and roll y muchas de sus caras b´s, tesoros ineditos que los cazatalentos googleros -toma ya- jamas sabran de su existencia, y estos, joer, por tu culpa, a rebuscar por ahi, gracias man por estas bandas

    Me gusta

  4. Hey, compis, qué me solaza leeros!

    – Alex, tus palabras me llenan de orgullo y satisfacción, que diría aquel. Un placer tenerle por aquí.

    – Anna, me alegro de que te gusten estas líneas, y más viniendo de una connaiseur de estas lides como tú. Supongo que la cara B estará localizable por internet. Respecto a The Raspberries, su primer LP es de lo más resultón y muy influyente, todo sea dicho.

    – Nortwinds, malandrín,recuerdo cierta glosa tuya de algunos de los 7″ de tu colección que ponía los dientes largos al más pintado. Esos Zen Guerrilla versionando a los Maiden!

    – Gonzalo, hoy internet no está por ti, ¿eh? jeje. Me dejas expectante con tu artículo en ciernes, de hecho, intento pensar en quienes pueden ser y no me llega la onda!

    – Scott, sus halagos me sulibeyan. Al hilo de eso, últimamente encuentro más placer en reseñar singles y maxis (como el de los Nativos)que con los LP's, por lo que habrá más “Sons of Nuggets” y demás golosinas por estos pagos.

    Rrrrrrrrrrrock On!

    Me gusta

  5. Reitero lo que hemos hablado en la otra red de los reallity shows para que quede grabado también por aquí: vivan los singles y a la pira con el 75% de los Lps. Di que si.

    Esto ha sido una grata sorpresa, y máxime si fue el embrión de los Raspberries.

    Abrazo.

    Me gusta

  6. Hey, Johnny!

    “La red de los reality shows” jajaja. Rotunda y poderosa afirmación en favor del single, si señor. En cierto modo, esto último que he escrito raya el plagio de lo que se viene despachando desde hace mucho en la nave nodriza Woody Jaggeriana, firme desfensora del formato.

    Rrrrrock On!

    Me gusta

  7. Oh, sí, me atrevería a decir que esa es la versión mas “conocida” del tema. Yo la conocía por el LP recopilatorio LA Confidential, que recogía cosas de Bators, Mink DeVille, Barracudas… Una curiosa golosina.

    Rock On!

    Me gusta

  8. Amiguetes cósmicos de los singles. “It's cold outside” formó junto a “The last years” el single de anticipo un año antes del glorioso “Disconnected” en su aventura solitaria. Y yo os digo ¿qué haríamos sin aquellos singles? Y digo más, ¿qué haríamos sin Stiv Bators, los Dead Boys y los Lords of The New Church?

    Lo que se me olvidó decirte Tyla en el lado de la red-reallity es que no asocié y que desconocía que no fuera original de Stiv Bators. Nunca te acostarás…

    Me gusta

  9. Es una bonita versión la que se marca, sí, la adecua muy bien a su idiosincrasia.

    Efectivamente, Johnny, sin los Dead Boys la historia del Punk Rock yankee post-Sex Pistols (o sea, cuando les han birlado el movimiento) no sería lo mismo. Música, peligrosa, cortante, fibrosa. Los Lords tampoco se lo hacen mal aunque prefiero ese “Disconnected” de Bators, tan powerpopero, siempre dentro de sus cánones, claro.

    Anna, es que el Stiv gastaba tronío para dar y regalar!

    Rock On!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s